viernes, 12 de enero de 2018

Críticas deconstructivas. Capítulo I. "The League of Extraordinary Gentlemen" (2003)

"La liga de los hombres extraordinarios" de Stephen Norrington 2003


Pobre, pequeño y gótico Alan Moore.

La pesadilla que persigue a Alan Moore es la representación fílmica de forma irrespetuosa de su obra pensada exclusivamente para un formato de una historia secuencial en dos dimensiones con cuadritos y papel tamaño A4. En esta ocasión Sean Connery le acompaña de la mano preguntándose si merece la pena el dinero cobrado por representar al personaje principal (Allan Quatermain), como lo que hiciera Bob Hoskins y George Clooney en sus respectivas adaptaciones de Mario y Bruce.
Considero que en su momento Stephen Norrington hizo un buen trabajo, en relación al trabajo en cómic a representar, con Blade en 1998, con un final que parece que calcaron  un año después las Wachowski para Matrix.

En su época, coincidiendo con producción y estreno de la peli, Alan Moore y el Ilustrador Kevin O’Neil para aprovechar el tirón y sacar una segunda parte del cómic bastante recomendable, lo único destacable da la película. efectivamente, no es la película.

Una filmación de serie B con el presupuesto de una super-producción.


 Portada del 2º volumen de la Liga, 2002


Viñeta del 1er volumen, cuando Mina Harker saca de un fumadero de opio a Allan Quatermain.



zeroanodino Diego 



No hay comentarios:

Publicar un comentario